Álvaro Arbina: “La comodidad no es buena para escribir, hay que saber gestionarla”

Los solitarios (Ediciones B, 2020) no es un thriller al uso. Sus más de 500 páginas destilan suspense, aventura, psicología, y mucha verdad. Álvaro Arbina (Gasteiz, 1990) ha vertido en ellas una historia circular capaz de mantener en vilo a cualquier lector. Un lugar blanco y recóndito, un asesinato colectivo y una carismática pareja de detectives son los componentes de una narración de gran calidad, ágil y confortable.

Ha apartado la narración histórica para dar el salto al thriller más puro. ¿Por qué el cambio?

Siempre iré allá donde haya una gran historia por contar. Algo poderoso que me llame, que me coja con tan desmesurada fuerza que durante dos o tres años sea incapaz de dejarlo. El género, el tono, el estilo, los escenarios, la época, sólo son instrumentos, piezas con las que jugar en el inagotable tablero de lo literario. Ayer fue novela histórica, hoy thriller contemporáneo, mañana quién sabe. Entiendo que hay que clasificar las novelas, ordenarlas por tipo, pero en mi mundo no existen los géneros, simplemente existen historias diferentes. Desconozco lo que haré en el futuro, a donde me llevará esta aventura de los libros, si volveré a la arquitectura o a cualquier otra labor, pero ahora mismo no cierro las puertas a ninguna historia.  (Irakurri +)

Erika Elizari Salvador: “Airean denbora eten egiten da”

erika elizariParistik Bilborako hegaldi gorabeheratsua. Bidaiari guztien arteko zazpiren bizipen eta gomutak. Barne gogoeta eta solasaldien bitartez, sekuentziaz sekuentzia osaturiko istorio bizi eta espresa. Zendabalitz proiektuarekin Igartza beka irabazi zuen 2018an Erika Elizari Salvadorrek. Plazan da dagoeneko.

Gaztexeagotan idatzitako zenbait narrazio salbu, lehen literatur lan mardula du Zendabalitz (Elkar) Erika Elizari Salvadorrek (Hernani, 1988). Ikus-entzunezkoak ikasi zituen, eta arlo horretan lan egin izan du, baita zenbait film labur sortu ere. Aurrerantzean ere sortzen jarraitu nahi luke, izan arlo batean edo bestean. Lehen nobela hegaldi batean kokatu du.

“Hori da nire lanetik gehien gustatzen zaidana. Airean denbora eten egiten da”. Pertsonaietako batek dio, hegazkin pilotuak, hain zuzen ere. Literaturan ere denbora eten egiten al da?

Bai. Zalantzarik gabe. Eten eta bikoiztu, biak batera. Idazten ari naizen bitartean, sortzen ari naizen mundu berri horren denbora-lerroan murgiltzen naiz bete-betean. Errealitate paralelo horretan gainera, atzera eta aurrera egiteko aukera daukazu, benetakoan ez bezala. Horrek, pixka batean behintzat, mundu errealeko loturetatik askatzen zaitu. (Irakurri +)

Bestea bataren lekuan

Duela 70 urte
1949ko ekaina gerraosteko Parisen: hiria borborka, egoste kultural betean. Aldizkari politikoak eskuz esku dabiltza, Les Temps modernesek lau urte daramatza moldiztegietatik kioskorakoa egiten; ikasleen zorroetan taupaka ari dira Marxen, Kafkaren, Camusen, Sartreren, Apollinaireren liburuak; emakumeen bozka eskubidea ez da lortu zaharra, bi hilabete dira esnekien errazionamendua amaitu zela. Salda horretan publikatuko du Simone de Beauvoirrek (1908-1986) kultur giroa irakiten jarriko duen saiakera mardula: Bigarren sexua.


(Irakurri +)

La elección literaria de Ascensión Badiola

Diez mil heridas, del navarro Patxi Irurzun y editado por Harper Collins Ibérica, es una novela histórica y también de aventuras, repartida en tres libros: Medianapia-Mostrenco y Bizco, por la que pululan personajes entrañables y bien descritos como el histórico Sancho Errota, molinero y famoso bandido de Las Bardenas, que repartía justicia social robando a los que tenían para dárselo a los que no; o como el catador de veneno, al servicio del príncipe de Viana, Pedro Guinea, un negro al que le falta media napia, enamorado de una loca de palacio, de las que tenían los reyes para entretenerse, de nombre Urraca. La saga, en los libros dos y tres, continúa con el pícaro Antón Aguirre, nieto de Pedro Guinea, que se mueve entre patios de comedias y Zaide, padre de Antón y padrastro del Lazarillo de Tormes, que acompaña al conquistador Alvar Núñez Cabeza de Vaca por el Nuevo Mundo. En definitiva, un universo literario creado para relatar las aventuras de tres generaciones de negros navarros mostrencos (negros libres), personajes de ficción que viven entre los siglos XV y XVI. (Irakurri +)

¿Podemos entrenar nuestro cerebro jugando?

Desde pequeños el juego nos acompaña en nuestro desarrollo y aprendizaje. Nos permite descubrir el mundo que nos rodea y relacionarnos con otras personas. ¿Qué más puede ofrecernos además de entretenimiento e interacción social? En algunos  estudios científicos de intervenciones cognitivas en las que se incorporaban elementos lúdicos, el uso del juego incrementaba la activación de procesos de motivación, emocionales y sociales que a su vez favorecían el éxito de la intervención. Podríamos deducir entonces que los juegos pueden ser nuestros aliados cuando, además de divertirnos, queremos hacer que trabaje nuestra mente.

Juegos como Halli Galli nos obligan a controlar nuestros impulsos para no tocar el timbre del juego incorrectamente (solo hay que pulsarlo en determinadas circunstancias), a ser rápidos en nuestro procesamiento de la información en Kaleidos Jr para identificar en un dibujo todos los elementos objetivo o a trabajar bien nuestra memoria con Abejitas Zum Zum para recordar en qué colmena estaba oculta nuestra abeja. Aun sin darnos cuenta, es probable que estemos activando procesos cognitivos muy importantes para la vida diaria. Procesos que entran en juego en aquellas situaciones en las que actuar de forma automática no es aconsejable o posible y que nos permiten planificar, ejecutar las acciones necesarias para llegar a un fin, así como mantenernos en su ejecución para su logro. (Irakurri +)

Eñaut Elorrieta “Irteera argiak” azken diskoari buruz

Maitasuna, heriotza, bizitza eta adiskidetasunaz mintzo da Eñaut Elorrieta Irteera argiak bere disko berrian. Deserriko kantak bakarka argitaratu zuen lehen lanean bezala, hainbat idazlerengana jo du hitzen bila, baina oraingoan, “bere ahots propioa” bilatu nahian, berak aurrekoan baino testu gehiago idatzi ditu. Musikalki ere bide berri bat hartu du, eta horretan lagun izan ditu Ruben Caballero, Fernando Neira, Maite Larburu eta Borja Barrueta.

Zertan aldatu da Eñaut Elorrieta Deserriko kantak argitaratu zuenetik igaro diren sei urte hauetan?
Ken Zazpirekin urte asko aritu ostean, Deserriko kantak deseraikitze moduko bat izan zen. Bere garaian ez nuen hala bizi izan, baina gaur egunetik ikusita, obsesio puntu bat ere izan nuen. Aldi berean, disko kontzeptuala izatean, kontzeptu horren atzean ni babesteko ahalegin bat ere bazegoen. Askoz libreago sentitzen naiz orain; garbiago daukat zein bide hartu eta nondik jo. Azkeneko urteetan, handitik txikira nator; bai soinu aldetik, bai hitzetan. Beharbada, gai handiez hitz egiten dut, baina berba txiki edo arinekin. Eta politikoak izan beharrean, existentzialagoak dira: maitasuna, heriotza, bizitza, laguntasuna… Baina izenburuak dioen moduan, argia bilatzen dute. Iluntasunetik pasatu behar duzu, minetik edo zalantzatik, argirantz joateko. (Irakurri +)